Veneno

by Tina Paterson on 8.03.2009


Ella sentía odio por nosotros. Su ira, no era más que la impotencia de no haber visto cumplidos todos sus deseos. Tener a tu alcance gente que se deja manipular y encima te recibe amable y agradecida incluso en al cama, era una sensación demasiado buena, ... adictiva. El poder es lo que más pone.

Pero fue torpe una vez más, apretó demasiado y la cuerda se rompió. Su veneno se quedó atrapado en su abdomen.

Pero, ya encontraría el modo de volver a hacerles daño. Así es la Maldad.
D.