Adrenalina pop

by Tina Paterson on 5.06.2009



Pecker sigue teniendo uno de los mejores y más potentes arranques de la música española. Chutazo adrenalínico, más propio de un conciertazo en Las Ventas o en el FIB que de la cueva de un garito.

Peter Pan talludito armado de su cajita de bombones pop, letras y dejes inteligentes, sensibles, herederos de Nacho Vega, y electridad para parar un tren. Anoche en el Costello de Madrid, Pecker desgranó su nuevo disco en familia, pero sin perder energía.

Personalidad radiante e irónica, su actitud en el escenario me hizo pensar de nuevo en mi idea de habitar la cosas. Raul Usieto, Pecker, habita la música, la palpa, la vive, la trabaja. Habitar las cosas, es en cierta forma la versión actualizada del romanticismo artístico, comportamiento que en esta época utilitarista carece de mucho sentido, y que en gentes sensibles y dotadas, no es arte sino vivencia.

Pecker ya es músico, y muy bueno, sólo falta que el resto de la gente se de cuenta, es decir que habiten en algo más allá de la vulgaridad.
D.